Nuestra misión

Nuestro Club

El Farto-BTC quiere generar un cambio positivo dentro del deporte femenino y la sociedad. Algunos equipos comparten esta filosofía y están consiguiendo una igualdad cada vez más real. Nosotros queremos llegar ahí, pero de una manera mucho más amplia. No solo tenemos un equipo de alto nivel; también trabajar la cantera, carreras y eventos, intentamos educar y cambiar estigmas… Es una visión holística del ciclismo femenino.

El fundador es el actual presidente, Abel Farto, que inició el club en 2012. Primero era una peña de amigos que salían en BTT y poco a poco fue creciendo con equipos de base, hasta que en 2018 empezaron a desarrollar el equipo femenino. Yo llegué a finales de ese año para fundar el equipo masculino élite-sub23. Empecé a involucrarme con el femenino, que me motivaba mucho, y supe que el objetivo final era alcanzar el escalón UCI. Hemos respetado los pasos y crecemos de manera sostenida y humilde. Espero ser capaz de consagrar el proyecto para muchos años.

Brais Dacal (director general)

 

Tenemos equipos en las categorias:

UCI Continental Femenino

Élite Masculino sub23

Élite Femenino

Junior

 

Be The Change

#BeTheChange, en español ‘Ser El Cambio’, es el proyecto detrás del lanzamiento del equipo Continental femenino del Club Ciclista Farto.

El proyecto BTC engloba desde 2018 el activismo y la acción social en diferentes ámbitos, y a través del equipo amplía su actuación al deporte femenino.

La idea es que en nuestro equipo, además de conseguir condiciones profesionales, se priorice la salud física y mental de las ciclistas, haya un ambiente sano en todos los ámbitos de trabajo y pongamos gran énfasis en la educación de la sociedad con respecto a la mujer.

‘Nuestra filosofía se basa en principios como priorizar el bienestar físico y mental de las ciclistas, su adecuado desarrollo desde edades tempranas o el trabajo basado en la evidencia científica.

Como objetivo culmen, el trabajo del equipo va enfocado a alcanzar en el medio plazo las condiciones profesionales reales que el deporte femenino se merece, buscando apoyos sólidos y comprometidos con nuestra misión.

Otros de los ámbitos en los que trabaja el proyecto BTC son el activismo por la diabetes, la salud o la eliminación de estigmas sociales.

La idea es que en nuestro equipo, además de conseguir condiciones profesionales, se priorice la salud física y mental de las ciclistas, haya un ambiente sano en todos los ámbitos de trabajo y pongamos gran énfasis en la educación de la sociedad con respecto a la mujer.